Joey, Phoebe, altruismo y donaciones.

¿Existen las acciones desinteresadas? ¿Existe la posibilidad de que un individuo realice una acción que le pueda generar un costo y ningún tipo de beneficio? En la exitosa serie de Warner Bros, Friends, Phoebe Buffay piensa que sí. Joey Tribbiani, nuestro economista insensible que tomó el curso que le faltó al Guasón, que no.

Continuar leyendo “Joey, Phoebe, altruismo y donaciones.”

El Guasón, la función de utilidad y la economía del comportamiento

El Guasón tiene todo planeado con lujo de detalle y precisión. Conoció en un curso de teoría de juegos el dilema de prisionero y quiere aplicar su versión a dos barcos que navegan con todas sus butacas ocupadas. En uno viajan familias y civiles y en el otro se trasladan presos. Les avisa a los dos ferries, a las once y media de la noche, que ambos tienen instalados una bomba que se activa con un control remoto.

El dilema yace en que el control remoto que tienen los presos es el que activa la bomba de los civiles y viceversa. El guasón les advierte que va a volar a los dos barcos en media hora a menos que uno de los bandos haga explotar al otro grupo antes, en cuyo caso los sobrevivientes podrán descansar en paz.

Continuar leyendo “El Guasón, la función de utilidad y la economía del comportamiento”

Agentes racionales y maximización de utilidad: el caso del Juego del Ultimátum.

Los modelos económicos estándar suponen que los agentes son racionales y que maximizan las funciones de utilidad. Es decir, si yo tengo para consumir una cierta cantidad de bienes, dadas mis preferencias, los precios y el dinero disponible, voy a elegir la canasta de consumo que me haga más feliz (es decir, aquella que contenga más asados y menos dentista).

Los agentes económicos (o sea, vos, tu tía, el chico de la parada del bondi que te encantó, entre otros) estarían enfrentando todo el tiempo problemas de maximización de utilidad, donde se optaría por aquello que nos reporte mayor bienestar y felicidad según lo que esté disponible. En esta lógica entra una concepción polémica: somos egoístas – somos el homo economicus.

¿O sea que no nos importa nada lo que le pase al otro? No tan rápido, teoría económica.

Continuar leyendo “Agentes racionales y maximización de utilidad: el caso del Juego del Ultimátum.”